Subscribe Us

SALUD. Anemia ferropénica, por falta de hierro: síntomas y cuál es el mejor tratamiento

 


La anemia es una de las formas que tiene nuestro cuerpo de alertar de que tenemos algún problema en la sangre, una hemorragia aguda o una enfermedad. Pero también que no estamos comiendo o absorbiendo los nutrientes necesarios para fabricar glóbulos rojos sanos.

¿Qué es la anemia y qué tipos existen?

La anemia se define como un descenso en cantidad de glóbulos rojos que tenemos en la sangre, responsables de transportar el oxígeno y liberarlo en los tejidos.

Esta reducción puede ocurrir principalmente por tres causas que dan lugar a distintos tipos de anemia:

  • Producción insuficiente de glóbulos rojos. Provocada por enfermedades, tumores o falta de hierro.
  • Inmadurez de los glóbulos rojos que se producen. Ocurre cuando hay déficit de vitamina B12 o folatos y en algunas enfermedades.
  • Destrucción o degradación de los glóbulos rojos a un ritmo mayor del normal. Por hemorragias, problemas en el sistema inmunitario o patologías de la sangre.

En occidente, la anemia por falta de hierro, también llamada ferropénica, es la más común. Puede producirse por distintas razones entre las que se encuentran una ingesta insuficiente, un problema en su absorción (por intervenciones o patologías en el intestino como la celiaquía o la interacción de sustancias que lo impiden) y el embarazo.

Su incidencia es mayor, en orden descendente, en bebés lactantes, preescolares, adolescentes, embarazadas y mujeres en edad fértil (por el sangrado mensual), etapas y momentos vitales en las que el organismo necesita más hierro3. Los expertos también señalan como grupo de riesgo a los vegetarianos que no sustituyen la carne con otros alimentos ricos en hierro y a quienes donan sangre con frecuencia4.

¿Cómo saber si tengo anemia? Síntomas y formas de detección

La anemia puede ser temporal (aguda) o crónica (en caso de que se prolongue) y puede variar de leve a grave.

Si la anemia es leve (una concentración de hemoglobina en sangre inferior a 12g/dl en mujeres y 13g/dl en hombres, o cuando se observa un descenso de 2g/dl, según la OMS) los síntomas pueden ser:

  • Debilidad (incluso sin ejercicio)
  • Dolor de cabeza
  • Dificultad para concentrarse o pensar
  • Irascibilidad
  • Reducción del hambre
  • Adormecimiento de las extremidades

Si empeora convirtiéndose en grave (concentración de hemoglobina en sangre por debajo de 8g/dl, tanto en hombres como en mujeres), o si aparece de forma repentina clasificándose como aguda, podrían aparecer los siguientes:

  • Tono azulado en el blanco de los ojos
  • Uñas y cabellos quebradizos
  • Mareos y vértigo
  • Palidez
  • Lengua inflamada
  • Úlceras bucales
  • Fiebre
  • Tensión arterial baja
  • Frecuencia cardíaca alta
  • Soplo cardiaco

Como señalábamos antes, una menstruación abundante puede provocar anemia en las mujeres, pero también es síntoma de que ya se padece. Y en los hombres, la anemia por falta de hierro puede resultar en pérdida de apetito sexual.

Cuando el cuerpo no tiene los valores indicados de glóbulos rojos o tiene glóbulos rojos demasiado pequeños, se produce una anemia en este caso es anemia ferropénica, que es la más común dentro de las diferentes clasificaciones de la anemia.


La anemia ferropénica es una cuestión seria. No tener unos niveles adecuados de hierro provoca problemas en el desarrollo, la conducta, en el rendimiento físico e intelectual, partos prematuros, bajo peso al nacer y, en los mayores, empeora otras enfermedades como la cardiaca o la insuficiencia cerebrovascular. Además, la deficiencia de hierro altera la respuesta inmune.

No se debe autodiagnosticar. Para confirmarla, tu médico pedirá un análisis rutinario de sangre que incluya niveles de hierro y un conteo completo (glóbulos rojos, blancos, hemoglobina, hematocrito y plaquetas).

¿Cómo paliar y prevenir la anemia?

Una vez diagnosticada, es habitual que se trate, además de con una intervención en la dieta, con suplementación oral a base de sales ferrosas. Para este tratamiento también es necesario el control médico: una sobrecarga de hierro puede provocar daños en el hígado, además de otras complicaciones.

La dieta es la mejor herramienta para prevenirla. Para que cumpla su objetivo, debemos asegurarnos de que lo que ponemos en el plato tenga una cantidad adecuada de hierro3.

Así, se recomienda incluir alimentos ricos en este mineral como la carne roja, (la de ternera y la de cerdo, el hígado y demás vísceras), los pescados y el marisco, las aves, las hojas verdes y oscuras como las espinacas, las semillas, legumbres y los frutos secos.

Para asegurar su biodisponibilidad (capacidad de absorción) hay que vigilar lo que llaman “reforzadores”, que ayudan a su absorción, como la vitamina C, presente –entre otros– en los cítricos, los tubérculos, las coles, el brócoli, los guisantes verdes y las frutas como el melón, el pimiento, el tomate y las fresas; y los “inhibidores”, que limitan la absorción del hierro por nuestro organismo, como algunas legumbres, cereales, lácteos, té, café y cacao, la yema de huevo y ciertas verduras.

Dos maneras sencillas de mejorar la biodisponibilidad del hierro que ingerimos:

  • Combinar los alimentos ricos en hierro, especialmente si son vegetales, con acompañamientos ricos en vitamina C.
  • Evitar o limitar los lácteos y otros inhibidores alimenticios en las comidas principales, que es cuando tradicionalmente se comen los alimentos que contienen más hierro biodisponible.

Las necesidades de hierro varían según la edad y el momento vital. Si eres un adulto sano, sigue las recomendaciones de la pirámide alimenticia para asegurar una cantidad adecuada a través de la dieta. Ante una sospecha de falta de hierro, consulta con tu médico y no te automediques.

Para saber más:

Anemia. Clínica Universidad de Navarra. 

Anemia. Medline Plus.

Anemias nutricionales. Corrección de la dieta. Elsevier.

Anemia por deficiencia de hierro. Mayo Clinic. 

Anemia, aportando un poco de claridad a tantas cifras y unidades. SEFAP (Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria). 

Conteo sanguíneo completo (CSC) prueba de sangre. Medline. 

Publicar un comentario

0 Comentarios