Subscribe Us

SALUD. Consejos para cuidar de nuestro corazón y cerebro

 


El corazón y el cerebro son esenciales para mantenernos activos y saludables durante toda nuestra vida. Sería de justicia devolverles el favor y darles el buen trato que se merecen. Te explicamos cómo hacerlo en siete pasos.

El corazón y el cerebro son dos de los órganos fundamentales del cuerpo y tratarlos bien no es difícil: basta con seguir siete consejos ¿quieres saber cuáles son? Tal y como dicen los expertos de la Asociación Americana del Corazón (AHA, según sus siglas en inglés) “El secreto para la buena salud no es ningún secreto”, existen siete factores que, mantenidos bajo control, pueden ayudarte a cuidar bien de tu corazón y tu cerebro. Te los detallamos a continuación:

1. Vigila tu tensión

Se denomina tensión o presión arterial a la presión que la sangre ejerce sobre las paredes de los vasos sanguíneos. Los valores normales de presión arterial se encuentran entre 100-130 mm/Hg de presión sistólica (alta) y entre 60-85 mm/Hg de presión diastólica (baja). 

Cuando los niveles están por encima de estas cifras se dice que la persona sufre de “hipertensión”, un problema de salud que se estima que padecen el 40% de los adultos mayores de 25 años. La hipertensión hace que el corazón tenga demasiado trabajo y se sobrecargue. Medirse la tensión con la frecuencia adecuada para edad y circunstancias, ayuda a prevenir muchos problemas de salud. Consulta a tu médico cada cuánto tiempo debes hacerlo.

2. Controla tu colesterol

El colesterol es una sustancia grasa natural, presente en todas las células del cuerpo humano, necesaria para el funcionamiento del organismo. Existen dos tipos de colesterol:

  • El colesterol LDL colesterol malo que se deposita en la pared de las arterias y forma las placas de ateroma.
  • El colesterol HDL (colesterol bueno), que transporta el exceso de colesterol al hígado para que sea destruido.

Tener demasiado colesterol malo en la sangre aumenta el riesgo de sufrir una enfermedad del corazón o un ataque cerebral, por eso conviene revisarlo según la periodicidad marcada por el médico, para poder actuar en caso de que exceda los niveles considerados normales.

3. Mantén la glucosa en sangre, a raya

Otro de los valores que se deben vigilar para mantener una buena salud es la glucosa en sangre. Tal y como explican desde la AHA, un adulto saludable que no tiene diabetes debería tener un valor de glucosa en sangre en ayunas inferior a 100 mg/dl. 

Cuando este nivel se sitúa entre 100 mg/dl y 125 mg/dl, se considera que la persona tiene “prediabetes”, un problema de salud que puede conducir a la diabetes, una enfermedad que aumenta las probabilidades de tener enfermedades cardiovasculares.

4. Practica actividad física habitualmente

Llevar un estilo de vida activo y realizar actividad física de forma habitual, contribuye a la prevención de enfermedades cardiovasculares. Lo recomendable es hacer, al menos, 150 minutos de actividad física aeróbica de intensidad moderada o 75 minutos de ejercicio intenso por semana. Se pueden obtener estos niveles realizando, al menos, 30 minutos de actividad física moderada todos o casi todos los días de la semana.

5. Sigue una dieta sana

Los expertos de la AHA recomiendan seguir un plan de alimentación que haga hincapié en la ingesta de verduras, frutas y granos integrales e incluya productos lácteos bajos en grasas, aves, pescados, legumbres, aceites vegetales no tropicales preferiblemente el de oliva), nueces y semillas. 

Es aconsejable, además, limitar el consumo de sodio, dulces, bebidas endulzadas con azúcar y carnes rojas.

6. Estabilízate en un peso saludable

Diferentes estudios concluyen que tener demasiada grasa en el cuerpo especialmente en la zona de la cintura aumenta el riesgo de tener problemas de salud tales como enfermedades cardiovasculares, ictus, hipertensión, alto nivel de colesterol y diabetes.

7. Aléjate del humo

Tanto fumar como ser fumador pasivo, aumenta el riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular o un ictus. Dejar de fumar es, posiblemente, la mejor forma de cuidar su tu salud y la de quienes le te rodean. Además, desde los 20 minutos después del último cigarrillo, el cuerpo ya obtiene beneficios. Nunca es tarde para abandonar este mal hábito.

Para saber más:

Williamson, Laura. El secreto para la buena salud no es ningún secreto. Entonces, ¿por qué es tan difícil de lograr? American Heart Association News. Marzo 2021. 

Marcando Los 7 Pasos Para Mi Salud. American Heart Association. 

Hipertensión. Fundación Española del Corazón. 

Colesterol y riesgo cardiovascular. Fundación Española del Corazón (FEC). 

Publicar un comentario

0 Comentarios