Subscribe Us

SALUD. Medicamento de inmunoterapia puede combatir el cáncer de pulmón en etapa temprana

 


Un fármaco de inmunoterapia es el primero en reducir significativamente el riesgo de recurrencia del cáncer o muerte en personas con cáncer de pulmón en etapa temprana, informan unos investigadores.

El atezolizumab redujo en un 34% el riesgo de recurrencia de la enfermedad o muerte en un cierto grupo de personas con cáncer de pulmón de células no pequeñas en estadio II a IIIA, aquellos cuyos tumores contienen una proteína que puede ayudar a las células malignas a evadir la detección por parte del sistema inmunológico.

En comparación, la quimioterapia estándar reduce el riesgo de cáncer o muerte en el futuro en solo un 16%, dijeron los investigadores.

A la espera de la aprobación de la Administración de Drogas y Alimentos de los EE.UU. (FDA) para este uso, el atezolizumab (Tecentriq) podría convertirse en un tratamiento estándar para los pacientes cuya genética obstaculiza la capacidad del sistema inmunológico para buscar y destruir células cancerosas.

En este ensayo clínico es la primera vez que se observa una inmunoterapia eficaz para tratar el cáncer de pulmón de células no pequeñas en estadio temprano. Este es un avance importante en la comprensión del papel de la inmunoterapia en el cáncer de pulmón en una etapa más temprana y, potencialmente, un paso adelante para muchos pacientes con cáncer de pulmón.

El cáncer de pulmón de células no pequeñas constituye la mayoría de los casos de cáncer de pulmón. Los inhibidores de los puntos de control inmunológico, como el atezolizumab, actúan quitando los frenos del sistema inmunológico que están destinados a prevenir una respuesta inmunitaria tan fuerte que comienza a atacar las células sanas del cuerpo.

En este caso, se sabe que los cánceres de pulmón usan una proteína llamada PD-L1 para evadir el sistema inmunológico. Aproximadamente la mitad de las personas diagnosticadas con cáncer de pulmón en etapa temprana expresan PD-L1 en sus células tumorales.

Por lo general, la proteína PD-L1 solo está presente en células sanas; cuando los glóbulos blancos ven la proteína en una célula cancerosa, la confunden con normal y no atacan. El atezolizumab bloquea la señal enviada por PD-L1, lo que permite que las células inmunitarias reconozcan el cáncer y lo eliminen. El fármaco ya ha mostrado beneficios en el tratamiento del cáncer de pulmón en estadio avanzado.

En opinión de los investigadores, este medicamento representa una oportunidad para salvar la vida de los pacientes con cáncer de pulmón, si sus neoplasias malignas se detectan a tiempo.

Es importante enfatizar que los pacientes necesitan exámenes previos para detectar el cáncer de pulmón, cuando es potencialmente curable. Para ello, se deben realizar biopsias y pruebas para ver si las personas portan marcadores inmunes como PD-L1 que las convertirían en buenas candidatas para la inmunoterapia.

El ensayo clínico fue financiado por el fabricante de medicamentos, Roche. Los hallazgos presentados en reuniones médicas se consideran preliminares hasta que se publiquen en una revista revisada por pares.

Fuente: May 20, 2021 (HealthDay News)

PUBLICIDAD

Publicar un comentario

0 Comentarios