Subscribe Us

MEDIO AMBIENTE. COVID reduce las emisiones de CO2 en 2020, pero solo un poco

 

El sector de la aviación se vio muy afectado por la pandemia en 2020, lo que contribuyó a la disminución de las emisiones globales de carbono

A pesar de las fuertes caídas al comienzo de la pandemia, las emisiones globales de dióxido de carbono aumentaron en la segunda mitad del año, según muestran nuevos datos.

Después de aumentar constantemente durante décadas, las emisiones globales de dióxido de carbono cayeron un 6,4%, o 2,3 mil millones de toneladas, en 2020, ya que la pandemia de COVID-19 sofocó las actividades económicas y sociales en todo el mundo, según nuevos datos sobre las emisiones diarias de combustibles fósiles. La disminución es significativa, aproximadamente el doble de las emisiones anuales de Japón, pero menor de lo que esperaban muchos investigadores climáticos dada la escala de la pandemia, y no se espera que dure una vez que el virus esté bajo control.

Estados Unidos fue el que más contribuyó a la caída global, con una disminución de casi el 13% en sus emisiones, debido principalmente a una fuerte disminución en el transporte de vehículos que comenzó con los bloqueos en marzo y continuó a medida que la pandemia se intensificaba a fines de año. A nivel mundial, el sector energético más afectado por los bloqueos y restricciones pandémicos fue la aviación, donde las emisiones cayeron un 48% respecto al total de 2019.

Comparativa emisiones de CO2, 2019-2020. Las emisiones de CO2 "cayeron" un 20% con respecto al 2019 durante los meses de confinamiento más estricto. Fuente: Carbon Monitor programme/Nature analysis 

La pandemia ha proporcionado una perspectiva única sobre el desafío que tienen por delante las naciones comprometidas con la lucha contra el cambio climático. El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente estima que el mundo necesitaría reducir las emisiones de carbono en un 7,6% por año durante la próxima década para evitar que el planeta se caliente más de 1,5 ºC por encima de los niveles preindustriales, un objetivo establecido en el acuerdo climático de París de 2015. Las reducciones a esta escala serían incluso mayores que la caída de emisiones de 2020.


Cambios en las emisiones de CO2 a escala global en 2020. Fuente: Global Carbon Project


Esa caída del 6,4% se produjo solo porque muchas partes del mundo se paralizaron forzosamente debido al COVID-19. Sin una acción colectiva sustancial para frenar las emisiones, 2020 se registrará como poco más que un bache en el récord mundial de carbono, dice David Waskow, quien encabeza el programa climático internacional en el Instituto de Recursos Mundiales, un grupo de expertos ambientales en Washington DC. "La experiencia histórica nos llevaría a esperar que volveremos a nuestra trayectoria anterior, y eso significa que debemos hacer otras cosas para reducir las emisiones".

Reducción de emisiones de CO2 por países y a escala global. Fuente: Carbon Monitor programme/Nature analysis

Los datos muestran fuertes discrepancias en cómo la pandemia ha alterado la actividad económica en varios países. A principios de año, China experimentó las mayores reducciones al cerrar sus ciudades e industrias para controlar la propagación inicial del coronavirus. Pero después de que el país controló el brote allí, su economía y producción industrial se recuperaron rápidamente: los totales de 2020 incluso superaron los resultados de 2019. Estados Unidos vio caer sus emisiones en casi 650 millones de toneladas y representó más de una cuarta parte de la reducción global de las emisiones de CO 2 . Le siguió India, con una reducción de casi 200 millones de toneladas.

Aunque es probable que las emisiones globales se recuperen, los países y sectores individuales podrían experimentar largas resacas, dice Glen Peters, investigador de políticas climáticas en el Centro de Investigación Climática Internacional en Oslo, que forma parte del Proyecto Global de CarbonoLa industria ya se está recuperando, pero el sector del transporte podría tardar más en hacerlo.

Hasta ahora, los investigadores han identificado cambios en el consumo de energía asociados con un aumento masivo del teletrabajo: el tráfico en las horas pico se ha reducido y el consumo de electricidad se distribuye a lo largo del día, sin picos masivos por la mañana y por la noche cuando la gente se despierta y llega a casa del trabajo. En este momento, los días de semana se parecen más a los fines de semana de 2019.

Emisiones anuales de CO2 de los combustibles fósiles y la industria por país principal y resto del mundo desde 1959-2020, en miles de millones de toneladas de CO2 por año (GtCO2). Datos del Global Carbon Project ; gráfico de Carbon Brief utilizando Highcharts .

Fuente: "COVID curbed carbon emissions in 2020 — but not by much". Nature 589 , 343 (2021). doi: https://doi.org/10.1038/d41586-021-00090-3

PUBLICIDAD

Publicar un comentario

0 Comentarios