Subscribe Us

MEDIO AMBIENTE. La carrera por la minería del fondo marino ha comenzado

Nódulos de manganeso en el fondo del Océano Atlántico frente al sureste de Estados Unidos, descubiertos en 2019 durante la prueba piloto de la sociedad de exploración marina, Deep Sea VenturesAdministración Nacional Oceanográfica y Atmosférica

La minería del fondo del océano en busca de minerales sumergidos es una industria experimental poco conocida. Pero pronto tendrá lugar en el fondo marino, que es de todos , según el derecho internacional. La creciente demanda de minerales y metales, incluso para su uso en nuevas tecnologías, ha despertado un renovado interés en la minería de los fondos marinos. Algunas operaciones ya se están llevando a cabo, generalmente a profundidades relativamente pequeñas, cerca de las costas nacionales.

La primera empresa comercial se ha orientado a la extracción de sulfuros ricos en minerales en aguas más profundas, a profundidades de entre 1.500 y 2.000m en la plataforma continental de Papúa Nueva Guinea en 2019.
La minería de los fondos marinos en busca de materiales valiosos como cobre, zinc y litio ya se lleva a cabo dentro de los territorios marinos de los países . Tan pronto como en 2025 , podrían comenzar proyectos más grandes en aguas internacionales, áreas a más de 200 millas náuticas de la costa, más allá de las jurisdicciones nacionales.

Ilustración esquemática de la extracción de nódulos polimetálicos mediante un dispositivo minero y la extracción de concreciones de ferromanganeso mediante dragado de succión. En la extracción de nódulos polimetálicos de aguas profundas, los nódulos se recogen mediante un dispositivo de minería y se bombean o se elevan a un buque de apoyo minero. Los nódulos pueden separarse del sedimento en el fondo marino o a bordo del buque operativo. Las concreciones de ferromanganeso de aguas poco profundas se pueden extraer con una draga de tolva de succión


Los intereses comerciales son evidentes pero no tanto los impactos ambientales de la minería de los fondos marinos, las formas de compartir los recursos marinos de manera equitativa y el uso de herramientas como las áreas marinas protegidas para proteger especies y ecosistemas raros, vulnerables y frágiles.
En la actualidad, varios países están trabajando juntos para fijar unas reglas orientadas a la explotación minera de los fondos marinosEs fundamental desarrollar un marco que permita a las naciones compartir recursos y prevenir daños permanentes a las profundidades marinas. Pero eso sucederá solo si los países están dispuestos a cooperar y hacer sacrificios por un bien mayor.
Para extraer el lecho marino, los barcos bajarán los vehículos recolectores a las profundidades para aspirar los nódulos que contienen minerales valiosos.

Un antiguo tratado con un nuevo propósito

Los países regulan la minería de los fondos marinos dentro de sus territorios marinos. Más lejos, en áreas fuera de la jurisdicción nacional, cooperan a través de la Convención del Derecho del Mar, que ha sido ratificada por 167 países y la Unión Europea, pero no EE.UU.
El tratado creó la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos, con sede en Jamaica, para gestionar la minería de los fondos marinos en aguas internacionales. La carga de trabajo de esta organización está aumentando como resultado del incremento de las explotaciones previstas.


Según el tratado, las actividades que se lleven a cabo en áreas fuera de la jurisdicción nacional deben ser "en beneficio de la humanidad en su conjunto ". Estos beneficios podrían incluir beneficios económicos, resultados de investigaciones científicas, tecnología especializada y recuperación de objetos históricos. La convención pide a los gobiernos que los compartan de manera justa, con especial atención a los intereses y necesidades de los países en desarrollo.
Estados Unidos participó en la negociación de la convención y la firmó, pero no la ha ratificado, debido a que, en su opinión, pone demasiados límites a la explotación de los recursos del mar profundo. Como resultado, Estados Unidos no está obligado por el tratado, aunque sigue la mayoría de sus reglas de forma independiente. Las administraciones recientes, incluidas las de los presidentes Bill Clinton, George W. Bush y Barack Obama, buscaron ratificar el tratado, pero no lograron reunir una mayoría de dos tercios en el Senado para apoyarlo.
Ubicación de tres tipos principales de depósitos minerales marinos: nódulos polimetálicos (azul); sulfuros masivos polimetálicos o del fondo marino (naranja); y costras de ferromanganeso ricas en cobalto (amarillo). Miller et al., 2018, https://doi.org/10.3389/fmars.2017.00418 , CC BY

Alimentando dispositivos digitales

Los científicos y los líderes de la industria son sabedores de que hay minerales valiosos en el lecho marino desde hace tiempo, pero no ha sido ni tecnológica ni económicamente viable buscarlos hasta la última década. El crecimiento generalizado de tecnologías impulsadas por baterías como teléfonos inteligentes, computadoras, turbinas eólicas y paneles solares está cambiando este cálculo a medida que el mundo se queda sin depósitos terrestres de cobre, níquel, aluminio, manganeso, zinc, litio y cobalto.
Las empresas están ansiosas por explotar las profundidades del océano en busca de valiosos depósitos minerales. Pero los científicos están preocupados por los impactos en la vida marina, incluidas las criaturas que aún no se han descubierto.
Estos minerales se encuentran en "nódulos" en el fondo marino, así como en y alrededor de respiraderos hidrotermales , montes submarinos y crestas oceánicas. Las empresas de energía y sus gobiernos también están interesados ​​en extraer hidratos de metano, depósitos congelados de gas natural en el fondo marino.
Los científicos todavía tienen mucho que aprender sobre estos hábitats y las especies que viven allí. Las expediciones de investigación están descubriendo continuamente nuevas especies en hábitats de aguas profundas  y se desconoce el impacto sobre tales especies submarinas.

El sonar multihaz se utiliza para mapear el fondo del océano. Ilustración: NOS / NCCOS / CCMA

Corea y China buscan la mayor cantidad de contratos

La minería de las profundidades del océano requiere el permiso de la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos. Los contratos de exploración otorgan el derecho a explorar una parte específica del lecho marino durante 15 años. A mediados de 2020, 30 grupos mineros han firmado contratos de exploración , incluidos gobiernos, asociaciones público-privadas, consorcios internacionales y empresas multinacionales privadas.
Dos entidades tienen la mayor cantidad de contratos de exploración (tres cada una): el gobierno de Corea y la Asociación de Investigación y Desarrollo de Recursos Minerales Oceánicos de China, una empresa de propiedad estatal. Dado que EE.UU. no es miembro del tratado sobre la Ley del Mar, no puede solicitar contratos. Pero las empresas estadounidenses están invirtiendo en proyectos de terceros. Por ejemplo, la empresa de defensa estadounidense Lockheed Martin es propietaria de UK Seabed Resources, que tiene dos contratos de exploración.
Una vez que expira un contrato de exploración, como lo han hecho varios desde 2015, las empresas mineras deben negociar un nuevo contrato de explotación con la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos para permitir la extracción a escala comercial. La agencia está trabajando en reglas para la minería , que darán forma a los contratos individuales.

Uno de los tres robots que utilizará Nautilus Minerales para la minería. La máquina recolectora aspira la arena / grava / limo resultante y la bombea a la bomba de elevación. Nautilus Minerals Inc.

Impactos ecológicos desconocidos

La tecnología de minería de aguas profundas aún está en desarrollo, pero probablemente incluirá la aspiración de nódulos del fondo marino. Raspar y aspirar el fondo marino puede destruir hábitats y liberar columnas de sedimento que cubren o ahogan las especies que se alimentan por filtración en el fondo marino y los peces que nadan en la columna de agua.
La minería también introduce ruido, vibraciones y contaminación lumínica en una zona que normalmente es silenciosa, quieta y oscura. Y dependiendo del tipo de minería que se lleve a cabo, podría provocar fugas y derrames químicos.
Muchas especies de aguas profundas son únicas y no se encuentran en ningún otro lugar. Lcomunidad científica y los defensores del medio ambiente  enfatizan que es de vital importancia analizar a fondo los efectos potenciales de la minería de los fondos marinos. Los estudios también deberían informar a los responsables de la toma de decisiones sobre cómo gestionar el proceso.
Este es un momento clave para la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos que actualmente está redactando las reglas para la protección ambiental, pero no tiene suficiente información sobre la vida animal en las profundidades del océano y, en consecuencia, de los impactos derivados de la práctica minera. Hoy en día, la agencia depende de las empresas mineras de los fondos marinos para que informen y se controlen a sí mismas, y de investigadores académicos para proporcionar datos de referencia del ecosistema.
Los gobiernos nacionales que actúan a través de la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos deberían exigir más investigación y seguimiento científicos , y apoyar mejor los esfuerzos de la agencia para analizar y actuar sobre esa información. Tal acción permitiría ralentizar el proceso y tomar mejores decisiones sobre cuándo, dónde y cómo extraer las profundidades marinas.
Imágenes de una expedición a los cañones de Ningaloo frente a Australia Occidental en la primavera de 2020 que descubrió hasta 30 nuevas especies.

Equilibrio de riesgos y beneficios

La carrera por los minerales de aguas profundas es inminenteExisten argumentos convincentes para minar los fondos marinos, como el apoyo a la transición a la energía renovable, que algunas empresas afirman será una ganancia neta para el medio ambientePero equilibrar los beneficios y los impactos requerirá un estudio proactivo y exhaustivo antes de que la industria despegue.
Por otro lado, resulta necesario que Estados Unidos ratifique el tratado sobre el Derecho del Mar para que pueda ayudar a liderar este espinoso tema. Los océanos proporcionan alimento y oxígeno a los humanos y regulan el clima de la TierraLas decisiones que se tomen ahora podrían afectarlos en el futuro de formas que aún no se comprenden.
Un esquema que muestra los procesos involucrados en la minería en aguas profundas para los tres tipos principales de yacimientos minerales. Imagen: Design Studio, University of Exeter.

Hay muchas preguntas e incertidumbres en torno a la minería de los fondos marinos, incluidas cuestiones legales y las dificultades de predecir la escala y el alcance de los impactos con anticipación, y de monitorear y regular la actividad minera una vez que se lleva a cabo en las profundidades marinas.

Este creciente interés en la minería del fondo marino a nivel mundial ha generado algunas críticas. A pesar del término "minería", gran parte de la actividad implicaría la extracción de minerales en áreas muy amplias del lecho marino en lugar de excavar a gran profundidad, lo que podría dejar una gran huella en los hábitats de las profundidades marinas en los que se encuentran estos depósitos minerales. 

En 2018, un estudio de la Universidad de Exeter y Greenpeace advirtió que la minería en el fondo del océano podría causar daños irreversibles a los ecosistemas de aguas profundas. El mar profundo (profundidades inferiores a 200 m) cubre aproximadamente la mitad de la superficie de la Tierra y es el hogar de una amplia gama de especies. Se sabe poco sobre estos entornos, y los investigadores dicen que la minería podría tener “consecuencias imprevistas y duraderas” no solo en los sitios mineros sino también en áreas mucho más grandes

Fuentes: 
- Laura Kaikkonen et al. Assessing the impacts of seabed mineral extraction in the deep sea and coastal marine environments: Current methods and recommendations for environmental risk assessment. October 2018 DOI: 10.1016/j.marpolbul.2018.08.055
Kathryn A. Miller et al. An Overview of Seabed Mining Including the Current State of Development, Environmental Impacts, and Knowledge Gaps. Front. Mar. Sci, published online January 10, 2018; doi: 10.3389/fmars.2017.00418
- Earth Magazine. Staking a claim: Deep-sea mining nears fruition
https://es.scribd.com/user/62442117/Deep-Sea-Mining-Campaign#from_embed


PUBLICIDAD

Publicar un comentario

0 Comentarios