Subscribe Us

ANIMALES CURIOSOS. Hormigas kamikaze

En la imagen podemos apreciar este comportamiento suicida de la hormiga Camponotus saundersi .
La Camponotus saundersi u hormiga explosiva de Malasia, es una especie que pertenece al género de las "hormigas madereras" o "carpinteras". Puede explotar de forma suicida como último acto de defensa, una capacidad que comparte con otras especies del género. No es un comportamiento ofensivo, sino defensivo en beneficio de la colonia. Un proceso autodestructivo denominado ‘autothysis‘ en el que se destruye un animal a través de una explosión de los órganos internos.


Dos glándulas abdominales de gran tamaño y llenas de veneno recorren todo el cuerpo de la hormiga desde el abdomen hasta las mandíbulas. Cuando el combate se vuelve en su contra, la hormiga contrae violenta-mente sus músculos abdominales para romper su cuerpo y esparcir veneno o ácido en todas direcciones, por lo que algunos investigadores la denominan también con el nombre de hormiga kamikaze.

Estas hormigas poseen un enorme y alargado abdomen, mucho más largo que el de las hormigas normales, que produce el veneno viscoso y corrosivo que quema e inmoviliza a todas las víctimas cercanas. Los comportamientos altruistas son muy comunes en especies alta-mente sociales, como es el caso de las hormigas, de manera que cualquier especie de hormiga luchará hasta morir para proteger a su reina, pues es el individuo reproductor que sostiene el nido. 

Sin embargo, algo aún más peculiar de esta especie, es que se ha descubierto que no sólo tienen este comportamiento cerca de su colonia, si no que realizan auténticas misiones suicidas en territorios situados a cientos de metros del nido, ya que se cree que el único fin no es proteger sólo la colonia, sino toda una extensión de territorio concreta que es la que les proporciona el alimento.



Recientemente, un grupo de científicos ha descubierto quince nuevas especies de 'hormigas explosivas' en el sudeste de Asia, incluyendo una totalmente desconocida para la ciencia hasta ahora. El estudio en el que exponen sus hallazgos ha sido publicado el pasado 19 de abril en la revista ZooKeysLos investigadores quedaron impresionados por el autosacrificio que mostraron estas hormigas para salvar a sus colonias. Estas formaban puentes o 'balsas salvavidas' con sus cuerpos, transportando otras hormigas heridas, e incluso las vieron proporcionando una suerte de 'atención médica' en algunos casos. Estas nuevas especies han sido bautizadas como Colobopsis explodens.

Este no es el único comportamiento suicida que presentan las hormigas, pues en una especie de Brasil, llamada Forelius pusillus, también se dan este tipo de comportamientos. Así, cada noche un grupo de hormigas, normalmente las más viejas o enfermas, se encargan de terminar de cerrar el nido para conseguir camuflarlo y evitar que entren depredadores, pero lo hacen desde fuera, quedando ellas a la intemperie y sacrificando su vida por la colonia.

Fuente: https://zookeys.pensoft.net/articles.php?id=22661

Publicar un comentario

0 Comentarios